¡Bienvenid@s!

27/3/07 - DJ:

Nuevos datos para un gran misterio de la NASA


Placa a bordo del Pioneer 10

Ya hace años que la NASA dejó de escuchar las sondas Pioneer que se están desplazando fuera del sistema solar, pero los científicos continúan debatiendo la fuente de una extraña fuerza que parece detenerlas.
Vía Space.com

Artículo original en inglés de Tariq Malik en Space.com

La anomalía consiste en que las sondas no están donde deberían según los cálculos realizados basándose en las leyes conocidas de Newton y Einstein.
Por algún motivo, algo las está frenando mientras las sondas se alejan del Sol.

Pero una rica cantidad de datos ha sido recuperada que podría poner fin a las discusiones que desató la anomalía desde que fue dada a conocer.

Los nuevos datos y telemetría, sin embargo, tardarán en ser analizados, por su gran cantidad.

La anomalía fue detectada por un cambio inesperado en las frecuencias Doppler de las sondas. El efecto Doppler es el acortamiento o alargamiento de las ondas que indica si el objeto que las emite se aleja o se acerca. Este efecto se observa tanto en ondas de luz como de sonido. De tal forma, notamos un cambio en el sonido de un tren cuando se aleja diferente de cuando se acerca, lo mismo ocurre con la luz. Al alejarse un objeto, su espectro de luz sufre un alargamiento de la onda que sufre un corrimiento al rojo , mientras que al acercarse, la onda se achica (se corre al azul).

La discrepancia encontrada en las Pioneer 10 y 11 es de unos 400 mil kilómetros más cerca del Sol de lo que deberían estar.

El misterio originó, como es lógico, múltiples intentos de explicación. Si bien es probable que sea sólo un problema de las naves en sí, por el calor de vapor que generan por ejemplo, se ha especulado con que o bien la teoría de Newton o bien la de Einstein -o peor aún- ambas, son erróneas en algún aspecto; con que estaríamos ante una manifestación diferente de la gravedad de lo conocido hasta ahora; así como también hay quienes vinculan el hecho a la energía oscura. Pero las especulaciones podrían estar llegando a su fin.

Luego de una exhaustiva búsqueda patrocinada por la Planetary Society, Slava Turyshev, un astrofísico de NASA’s Jet Propulsion Laboratory (JPL) que viene estudiando el tema desde hace 14 años, junto que su equipo lograron recuperar la telemetría para ambas sondas así como datos de hasta 30 años para la Pioneer 10 y 20 años para la Pioneer 11.

La información está grabada en cintas magnéticas (SAT) en el JPL. En total son unos 40 gigabytes de datos de la misión. Transferir los datos a formatos digitales modernos y limpiar de material corrupto, llevará su tiempo.

Además, los científicos mantendrán su mirada en la nava New Horizons, que algún día podría mostrar signos similares cuando continúe su viaje más allá de Plutón luego de 2015.




Más información en:

http://es.wikipedia.org/wiki/Pioneer_10

http://es.wikipedia.org/wiki/Pioneer_11

Wikipedia: Anomalía de las Pioneer

Artículo muy bueno en Axxón

http://www.planetary.org/programs/projects/pioneer_anomaly/







1 comentario:

  1. Interesante. Este es el tipo de cosas que con suerte puede llevar a nuevos descubrimientos sobre el universo, la física o, en el peor de los casos, los errores humanos o la interpretación de los datos. Intentaré seguir la evolución del tema.

    Un saludo.

    ResponderEliminar

Anillo astronómico

Anillo Astronómico
[ Únete | Listado | Al azar | <<> | Siguiente >> ]